LA ESCUELA MAS PEQUEÑA

Este cuento lo conocí a través de una compañera que también ha trabajado muchos años en aulas del estilo de la de la Torre, con niños de distintas edades y niveles educativos. Me pareció precioso, pero no me decidía a publicarlo por desconocer quién es su autor. Buscando en Internet, he encontrado otra versión, un poco más reducida, que atribuyen a Enric Larreula.

Transcribo primero  la que yo conocí a través de mi amiga y me hago una pregunta¿Sería ella la que adaptó y amplió el texto original? El 2º texto es el de Larreula.

En cualquier caso, pienso que merece la pena dar  a conocer el cuento y a través de él rendir homenaje y reconocimiento a tantos maestros y maestra rurales que trabajan en “escuelas pequeñas” que por sus característica y lo que en ellas se vive, son “muy grandes”

Erase una vez un pueblo, que tenía una escuela tan pequeña, tan pequeña, que sólo cabían en ella la maestra y un niño –si era de los pequeños-

Y claro está, como  sólo podían ir de uno en uno, cada niñoestaba media hora en clase .

Mientras tanto, los demás jugaban en el campo  aprendiendo los nombres de las mariposas y las distancias de las estrellas.Y caminaban por el pueblo parándose a charlar con los vecinos, aprendiendo historias de vida, saludos y palabras nuevas.

También se subían a los árboles  y daban volteretas en los prados.

Un día el señor Alcalde decidió que había que construir una escuela grande para que pudieran ir todos los niños al mismo tiempo –como ocurría en los demás pueblos- .

Pero los niños, que estaban encariñados con aquella escuela tan chiquita y que disfrutaban y aprendían en el pueblo, en el bosque, con los vecinos… le pidieron al Alcalde que no construyera ninguna escuela nueva, que ellos preferían la pequeña, y que estudiarían más, dentro de la escuela y fuera de la escuela.

Y el Alcalde  que también sentía cariño por la escuela  del pueblo dijo:  ¡De acuerdo! Y echó un bando para todos los vecinos:

TODOS SOIS MAESTROS DE ALGO,   TODOS TENÉIS QUE SER EDUCADORES   DE BUEN TRATO, DE RELACIONES DE AMISTAD, DE VALORACIÓN DE LA VIDA Y   DEL ENTORNO.  LA ESCUELA ES CUALQUIER LUGAR QUE ENSEÑA A SER PERSONA.

Y aquel pueblo, tuvo desde entonces, la escuela más pequeña y la escuela más grande del mundo.

 

LA ESCUELA PEQUEÑA

(Enric Larreula)

 Había una vez un pueblo que tenía una escuela tan pequeña, tan pequeña, que solo cabían la maestra y un niño no muy grande.

Y, claro, como solo podía ir uno cada vez, iba media hora cada uno, y los otros, mientras tanto, jugaban a correr, a perseguirse por los campos y a subirse a los árboles.

Pero llegó un día en que el señor alcalde quiso hacer una escuela grande para que pudiesen ir todos los niños a la vez, como pasa en los otros pueblos.

Pero todos los niños, que estaban enamorados de su escuela tan pequeñita y de los largos ratos que pasaban jugando en el bosque, le pidieron que no construyese ninguna escuela nueva, que ellos querían a la pequeña, y que ya estudiarían más rápido para compensar los ratos que pasaban jugando.

Y el alcalde, que también quería a la escuela del pueblo, dijo que de acuerdo, pero hizo colocar muchas mesas repartidas por el bosque para que los niños pudiesen hacer los trabajos que les encargaba la maestra.

Y aquel pueblo tuvo, desde aquel día, la escuela más pequeña y la escuela más grande del mundo.

FIN

GRABANDO, GRABANDO…

Los alumnos y alumnas que terminan una historia de las 1001 de Jorge y Natalia, tienen que hacer un vídeo. En la Torre, después de mucho tiempo…¡lo hemos conseguido!

Ha sido laborioso: Había que pensar cómo lo íbamos a hacer y quiénes serían los personajes,  decidir si lo dramatizábamos o lo hacíamos con marionetas. Al decidirnos por esta última opción…había que concretar qué parte de la historia íbamos a representar y confeccionar los personajes. Y después, repartirse las tareas, de acuerdo con lo que cada alumno o alumna sabe hacer mejor. Hemos hecho marionetas de 10 personajes: Natalia, Jorge, el lobo, el  loro Cotillín y el pájaro Informativo, el monstruo y los 4 osos ( Rita, Turia, Raúl y Cursintina)

¿Y qué deciros de los ensayos? Esto después de llegar al acuerdo de que lo haríamos en el patio, utilizando telas de fondo, porque ya no nos daba tiempo a hacer decorados. A veces nos hemos cansado, pero al final ha merecido la pena.

Iván, antiguo alumno y hermano de Vanesa, nos ha ayudado a grabar.

¿ Queréis ver el vídeo? Visitad este link

Construyendo historias

También podéis vernos en el blog de : CONSTRUYENDO HISTORIAS http://proyectoconstruyendohistorias.blogspot.com/2011/06/la-bomba-explota.html?showComment=1309342992446#c3844666613267990666

 

 

Hemos salido en la tele

Hace unos días, concretamente el 6 de Abril, me llamaron  de TV2. Habían visto mi blog y les había gustado mucho, sobre todo algunas de las cosas que digo en la página de Escuela Unitaria: Me llamo Vicen y soy maestra rural en un pueblo pequeño, de la provincia de Avila, con pocos habitantes y pocos niños.
Vivo y trabajo en La Torre Estoy en el pueblo por vocación y por opción. Podía trabajar en otros lugares, pero elijo estar aquí. Tengo la suerte de que me gusta mi trabajo y de que disfruto en la escuela.

Estaban buscando personas para participar en un Coloquio sobre la Escuela Rural en “Para Todos La 2 – TVE “. Accedí y el día 14 viajé para Barcelona porque el programa se emitía desde los estudios de S. Cugat.

El día 15 a las 11:30 , nos encontramos los tres invitados: Pilar Abós, Raúl  Manzano  y yo, Vicenta Aceves. Charlamos, conocimos a las personas de TV con las que habíamos hablado por teléfono y a Montse, que dirigiría el Coloquio.

Y a las 12:55…¡en directo!

Ha sido una experiencia interesante.Yo agradezco esta oportunidad de apoyar realidades como la escuela rural, que socialmente son poco reconocidas y valoradas. En algunos momentos aparecía nuestro blog de fondo.¡Qué ilusión!

Si queréis ver el Programa, podéis entrar en:

http://www.rtve.es/alacarta/videos/para-todos-la-2/para-todos-la-2-la-escuela-rural/

Espero que os guste.

Vicen

¿Qué se puede hacer en una escuela con cinco niños?

Me llamo Vicen y soy maestra rural en un pueblo pequeño, de la provincia de Avila, con pocos habitantes y pocos niños.
Vivo y trabajo en La Torre Estoy en el pueblo por vocación y por opción. Podía trabajar en otros lugares, pero elijo estar aquí. Tengo la suerte de que me gusta mi trabajo y de que disfruto en la escuela.

Los niños que actualmente integran el aula son cinco con diferentes edades y diferentes niveles educativos.

Mi aula pertenece al C.R.A ( Colegio Rural Agrupado) Fuenteadaja. En 1983, junto con otros compañeros y compañeras, participé en la “Experiencia Valle Amblés”, después CRA Valle Amblés, que sirvió de referencia para la creación y generalización del modelo organizativo de las zonas rurales: los CRAs.

Desde mi experiencia, puedo decir que en estas aulas es posible:

  • Un estilo de aprendizaje autónomo y participativo.
  • Unas relaciones cercanas, de cooperación, en las que todos y todas podemos enseñar y aprender. ¡Yo también!
  • Un clima sereno.
  • Un ritmo de aprendizaje desde las capacidades y los intereses de cada alumno/a.
  • La participación del alumnado, de las familias, de las personas del pueblo.
  • La apertura al medio. El medio rural es rico en recursos y, bien utilizados, pueden ser una fuente de aprendizaje ya que la escuela no se reduce “al aula”.

Llevo trabajando mucho tiempo en escuelas rurales y, cuando me queda poco para jubilarme, sigo eligiendo esta realidad, porque creo en ella y vivo cada día con sentido e ilusión.

Como lo que vivimos aquí no suele ser noticia, ni se conoce, he decidido compartir algunas de las experiencias “Desde La Torre”