Redacción: EL AMANECER DE UN DÍA DE PRIMAVERA

ASI SE HA IMAGINADO GABRIEL EL AMANECER DE UN DIA DE PRIMAVERA. HA CREADO  COLORES, SONIDOS, MOVIMIENTO.HA VISTO NUBES, FLORES, ARDILLAS…

Me despierto, con el canto de los pájaros.

Me levanto, veo el cielo con tonos rojizos como mi corazón. Las nubes son moradas y rosas como mi alma alegre.

Me asomo por la ventana, veo un montón de flores que nacen de la bella y hermosa tierra de mi jardín.

Las ardillas corretean por los robustos pinos, buscando piñas como si no hubiera otro día.

La verdad es que no verás otro amanecer tan bonito como este.

Gabriel

 

 

DIALOGOS FANTASTICOS

A PARTIR DE UNA LECTURA HECHA EN CLASE, “MONTAMOS” ESTA ACTIVIDAD. LA LECTURA ES DEL LIBRO :EL ARCA DE LOS CUENTOS 3 DE LA EDITORIAL VICENS VIVES  Y SE TITULA:LOS QUE HABITAN LAS NUBES. 

¿De qué trata la lectura? En un Programa de la SAR (Sociedad Animal de Radiodifusión) entrevistan a D. Aguilino Reález Rapaz, gran conocedor del mundo de las nubes. El habla de los nubícolas y explica a qué se dedican cada uno de los grupos porque según la tarea encomendada, hay nubimúsicos, nubiescultores, nubijardineros…

UNA VEZ HECHA LA LECTURA EN GRUPO, EN VOZ ALTA, EN PAREJAS, HABÍA QUE INVENTAR UNA CONVERSACION ENTRE OTROS PERSONAJES QUE, AUNQUE NO APARECEN EN LA LECTURA, SEGURO QUE TAMBIÉN EXISTEN YA QUE LOS AUTORES DEL LIBRO LOS PROPONEN EN UNA ACTIVIDAD.

ESTO ES LO QUE ESCRIBIERON MIGUEL Y VANESA.

Un día de primavera,  quedaron en la plaza el pueblo un nubicamarero, un nubicocinero y un nubipastelero.

-¡Hola chicos! dijo el nubipastelero.

-¡Hola! contestaron ellos.

-¿Qué tal si nos vamos a tomar un pastel a mi pastelería? –preguntó el nubipastelero.

-¡Perfecto!- afirmaron los dos amigos.

Entonces se fueron los tres a la nubepastelería  y cada uno eligió un pastel.

El nubicocinero y el nubicamarero le preguntaron que si quería cenar con ellos en el restaurante. Él sin pensárselo dos veces dijo que sí.

 -¡Qué ricas están vuestras nubisopas! –exclamó el nubipastelero.

-¡Tus pasteles también están muy ricos! –afirmaron los otro dos.

 Después de cenar se despidieron y quedaron para el próximo fin de semana para disfrutar otro rato como aquel.

Vanesa Hernández López y Miguel Moreno Narrillos

ESTO ES LO QUE ESCRIBIERON VEGA Y GABRIEL

Un día por la tarde se encontraron en el nubijardín Nubeflorícola tres buenos amigos: el nubicocinero, el nubicamarero y el nubipastelero. El nubicamarero pregunta:

– ¿Qué tal estáis?

-Bien, contestaron los dos a la vez

-¿Y tú?dijo el nubipastelero.

-Vamos tirando.

Después de jugar un rato, el nubicocinero se fue y los otros dos le siguieron para ver dónde iba. El nubicocinero se metió en una nubicalleja y entró en una “Pegapa” (tienda donde venden perros, gatos y pájaros). Al rato salió con un nubiperro, un nubigato y un nubipájaro. De repente, del otro lado de la nubicalleja, salió el nubipastelero y dijo:

-¿Qué vas a hacer con esos animales?

-El nubiperro dártelo a ti porque sé que te gustaría tener uno, contesta el nubicamarero.

– ¿Y con el nubigato y el nubipájaro? vuelve a preguntar.

-El nubigato es para el nubicocinero porque sé que se morías por tener uno.

-Gracias, contesta entusiasmado el nubicocinero.

-¿Y el nubipájaro? vuelve a preguntar.

-Es para mí nubehija Lunisa, que cumple hoy seis años.

Cuando todo ya estuvo entendido, el nubicocinero y el nubipastelero se despidieron del nubicamarero.

Y prometieron que cada año, el día del cumpleaños de Lunisa, se reunirían para pasar un rato juntos.

Gabriel Guerra López y Vega Sánchez Palomo

AL FINAL CADA UNO TENIA QUE HACER UN DIBUJO.

 

OBSERVAMOS Y ESCRIBIMOS

Hoy La Torre ha amanecido cubierta de nieve. A lo largo de la mañana, ha nevado más. Por eso, he sugerido escribir a partir de lo que estamos viendo y experimentando.

UN DÍA DE NIEVE.

Un día de nieve, todo cubierto y de color blanco, los niños juegan en la plaza. La nieve cae  fina y en copos cubriendo los tejados y todas las calles. Las fuentes tienen montoncitos de nieve que parecen montículos. Al coger la nieve, siento en mis manos una suavidad inexplicable. Se quedan las huellas de mis pies encima de ella y yo las miro asombrada. A lo largo del día miro atentamente como la nieve se va deshaciendo y se va convirtiendo  en agua. 

Vanesa

 HA NEVADO

Ha nevado caen copos de nieve en forma de estrellas, se ve el suelo blanco como en la montaña. ¡Es precioso! Por la ventana la veo caer se parece a la lana de las ovejas. Veo jugar a los niños en la calle.  ¡Ahhhh! grita uno, mientras salgo a jugar con mi familia. Entro a clase, salgo al recreo y jugamos a tirarnos bolas frías y blancas.                       

Vega                                                                                                                               

PAISAJE DE NIEVE

Me levanto, miro a la ventana mientras se va llenando de estrellas blanquecinas y veo como cae la nieve blanca del as nubes al suelo, donde se van juntando. Salgo a la calle y sujeto una bola de nieve mientras se va convirtiendo en agua y enfría mis dedos. Oigo el cr cr de mis pisadas sobre la nieve. Al mirar al a las montañas creo que son pirámides blancas.

Miguel